Madurez, divino tesoro

Madurez, divino tesoro

Empezar la etapa de la segunda oportunidad tiene su emoción, -Madurez, divino tesoro-. Es como darse cuenta de que tienes por delante una vida y valoras aquellas cosas que quedan que merecen la pena. Es como la segunda edición de nuestra vida. Ese intentar mejorar y disfrutar de esta segunda edición nos da ilusión. Será